Atalaya logo


Datos de Usuario

¿no recuerdas tu contraseña? Haz click aquí

 

¿eres nuevo?

date de alta aquí




Escuela de Danza en la UCA - Blog | Danza Hilal

Escuela de Danza en la UCA - Blog

CURSO DE DANZA HILAL : DE LAS DANZAS POPULARES EGIPCIAS AL MUNDO CONTEMPORÁNEO

3 de julio de 2011

 





Danza como fruto constante.
Danza como semilla nómada.
Danza como contrapunto de luces esfumadas...


 


Da Vinci


Leonardo da Vinci- Detalle de Virgen con el Niño, Santa Ana y el Bautista


Hace meses este curso ya fue ofertado desde la Escuela de Danza. Podeis recordarlo en esta dirección. Ahí teneis un pequeño repaso por los ritmos tradicionales de la zona y una pincelada de la herencia de la que proviene y ha sido nido este baile.

TODOS LOS DATOS DEL CURSO ESTÁN AQUÍ


Entre el amanecer y el atardecer Suraya Hilal recoge paciente el legado de las principales danzas egipcias (- Sha'abi,- Baladi, - Sharqi).



Giorgia 1


Giorgia Mariani bailando con la Compañía de Danza Hilal


 


 


Giorgia Mariani, discípula de Suraya Hilal es la monitora que impartirá este curso.

Tomemos un ejemplo de danza Baladi.

Ritmo y baile fueron traídos por las mujeres de los pueblos que llegaban al Cairo, donde sus movimientos de la tierra se convertían por la mezcla y el cambio de vida en aires más urbanos.

Transcurso de un baladi tradicional:


El báladi comienza con solo de un instrumento melódico (el más común es el acordeón, pero también podría ser un violín, un nay -flauta- o un kanum). Lo hace de manera tímida, a modo de introducción. Seguidamente entra la percusión, estableciéndose un diálogo entre ambos instrumentos y poco a poco se van incorporando el resto de aparatos que contribuyen a dar color e importancia. El ritmo también se empieza a acelerar.
Para finalizar, la melodía hace un cierre y todo desemboca en un solo de tabla, contrastando muchísimo con el comienzo de la pieza.

Lo más relevante en un baladi, tanto en la música como en la danza, está en cómo ir llevando e interpretando este desarrollo tan cambiante.

Veamos un ejemplo de Danza Baladi:


 









Las fuentes alimentan niñas que luego tendrán leche propia.

Nadie puede evitar la contínua fusión y evolución del movimiento, que se desplaza buscando una interpretación contemporánea, una visión del mundo en el que los profanos ojos creen distinguir una lentitud, una recreación en los giros, una verticalidad más pronunciada en la espalda, un sentido de la alegría más moderado. Una forma forma de hacer que empieza a tener también estilo propio:









No es fácil tomar clase de Danza Hilal por estos lares. Es, sencillamente, una oportunidad. Creemos que es una aportación, un regalo que nos ofrece la Escuela de Danza, una semana para soñar y para sentir.




Ven con Giorgia. Y con nosotros.

leer más

0 comentarios




Aviso legal | coordinado por la Universidad de Cadiz y Universidad Internacional de Andalucía