Atalaya logo


Datos de Usuario

¿no recuerdas tu contraseña? Haz click aquí

 

¿eres nuevo?

date de alta aquí




Pablo Gutiérrez en las Presencias Literarias de la UCA

20/04/2015

click para ampliar


“Escribo novelas sociales que giran en torno al idioma y los recursos expresivos”

 

Pablo Gutiérrez es uno de los nombres más destacados de la última narrativa española, y no sólo por los premios conseguidos y porque la revista Granta lo haya incluido en su célebre lista, sino por sus novelas. Unas excelentes novelas que la crítica especializada considera piedras lanzadas hacia el futuro en la que va cifrada la literatura del porvenir. Lo curioso del caso es que este profesor de Literatura en un instituto de Sanlúcar de Barrameda (Cádiz) ve el universo de los escritores como un lugar distante que visita de manera esporádica. Su sitio es el aula, con los jóvenes. “Escribo cuando creo que tengo tiempo para hacerlo. No creo que tenga una carrera por delante, y probablemente haya escrito más de lo que me queda por escribir. Soy incapaz de hacerme una idea de qué será eso de una carrera literaria”.

 

Así de lúcido se mostró en Cádiz el pasado jueves 16 de abril de 2015 cuando protagonizó el ciclo Presencias Literarias en la Universidad en el Edificio Constitución 1812 de Cádiz, donde habló mucho sobre su última creación: Los libros repentinos, “una novela sobre el poder sanador de la literatura, y sobre su poder perturbador” que acaba de publicar Seix Barral, en la que “Reme [la protagonista] deja de ser vasalla para convertirse en ciudadana”.

 

El autor de las novelas Rosas, restos de alas, Nada es crucial y Democracia fue presentado y entrevistado por Pilar Vera, periodista de Diario de Cádiz, quien confesó admirarlo “mucho” pues “tiene una manera de contar que no le he visto a nadie, y eso es extremadamente difícil: ve la realidad tal como es”.

 

Este hombre alejado de la vanidad que tanto acecha a los escritores contó exhaustivamente el argumento de Los libros repentinos, “una comedia de media sonrisa, que es la que me interesa, aunque mi propio desencanto está reflejado en la novela porque soy permeable a lo que ocurre. En Sanlúcar hay cerca de un 47% de desempleo, ¿cómo eso no va a influirme en lo que escribo? He sido siempre un mirón, pero la chavalería me ha enseñado a mirar”.

 

Gutiérrez se atreve por tanto a sondear lo que está a nuestro lado y por descuido no vemos. “Escribo novelas sociales que giran en torno al idiomas y los recursos expresivos, pero se escribe novela social desde el conformismo o la resistencia”.

 

Aunque ahora Pablo Gutiérrez observa, escribe e imagina historias que luego arma y levanta en novelas, en una vida pasada trabajó como periodista: “Fue una experiencia difícil, porque el desprecio que hay hacía la cultura en las redacciones de los periódicos es muy grande. Pero me di cuenta a tiempo y cambié de profesión”. El poder de la palabra. De los libros. De la cultura y de la lectura.

 

DANIEL HEREDIA


Aviso legal | coordinado por la Universidad de Cadiz y Universidad Internacional de Andalucía